TENER GATOS EN EL EMBARAZO ¿SE PUEDE?

Los gatos en el embarazo representan un riesgo para la salud del feto si hay presencia de toxoplasmosis, específicamente si hubo contacto con sus heces, pero no todos los casos de toxoplasmosis se deben a los gatos, existen otras fuentes.

Hoy en día hay mucha bibliografía relacionada al tema que avala que con los procedimientos de higiene adecuados es posible minimizar este riesgo, sin prescindir del animal.

gatos en el embarazo

¿Qué es la toxoplasmosis?

Es una enfermedad proveniente del parasito Toxoplasma Gondii, que puede colocar en riesgo la salud de feto durante la gestación, por lo que las debidas pruebas clínicas permiten detectarlo y tratarlo en el primer trimestre del embarazo con antibióticos.

Esta enfermedad es bastante común a nivel mundial pero debido a que no presenta síntomas característicos se puede confundir con un virus común u otras patologías, por lo general, se observa cansancio, malestar, fiebre, dolores musculares e inflamación de las glándulas.

¿Qué fuentes o agentes transmiten toxoplasmosis?

La infección de toxoplasmosis se produce al comer carne cruda, o verduras, frutas y legumbres mal lavadas (infectadas con huevos del parasito), embutido curados, aguas contaminada o el contacto con heces de gatos. Cada uno de estas fuentes puede transmitir toxoplasmosis. Sin embargo, son los felinos quienes han tomado mala fama.

Algunos autores aseguran que los gatos son la principal fuente de transmisión, contraen la enfermedad cuando comen carne cruda, pero otros aseguran que las probabilidades de que un gato contamine a una mujer embarazada o que el parasito se desplace con el viento hasta lugares poco comunes es baja.

A continuación palabras del Dr. Carlos Salvador sobre la toxoplasmosis:

 

Sea cual fuere el caso, tanto médicos como veterinarios coinciden en que las medidas de higiene durante el embarazo son vitales para prevenir esta enfermedad.

Consecuencias sobre el feto por Toxoplasma Gondii

Esta infección puede ser fatal para el feto, sus consecuencias van desde retraso del crecimiento, daños oculares, deformaciones hasta el aborto. Pero no todos los casos de infección representan un riesgo para el feto, solo existe un 30% de transmisión que puede ser comprobado con una prueba especial “amniocentesis”.

Realmente el riesgo se potencia es si la transmisión ocurre durante el primer trimestre del embarazo debido a que el feto esta desarrollando sus principales funciones, por lo que la gravedad depende del mes de gestación. Si esto ocurre, se le administra al feto un tratamiento para reducir su gravedad.

Esta enfermedad es peligrosa para pacientes con sida, inmunodepresión y embarazadas, sin embargo, como infección activa ocurre solo una vez, posteriormente el organismo genera anticuerpos que lo protegen de una nueva infección, según el Dr. Juan Luna del Hospital la Milagrosa en Madrid.

Medidas de higiene para prevenir la toxoplasmosis

Tomando las medidas de higiene adecuada se puede prevenir la toxoplasmosis, debido a que la transmisión del parásito es vía oral, por ello, a continuación, te proponemos algunas de ellas que están relacionadas con la manipulación de utensilios, alimentos, como:

El jardín

Si constantemente manipulas la tierra en tu jardín, te recomendamos que durante esta etapa uses guantes, o lo evites, aun después de las labores en tu jardín lava bien tus manos con agua y jabón.

Ensaladas y otros alimentos

Lavar los vegetales, hortalizas y frutas antes de consumirlas, si es posible, servirlas en trozos. Se pueden lavar con agua y añadirle unas gotas de legía o vinagre para garantizar su desinfección. Aun alimentos como embutidos deben ser ubicados y consumidos hasta después del parto.

Carnes

Se debe emplear guantes y lavar las manos adecuadamente después de manipular carnes crudas. Al momento de cocinar, verificar que estén en su punto, es decir, bien cocidas, verificar que el color rosado no este en el centro. Por lo menos evitar este tipo de carne, durante el embarazo.

Lavar utensilios como cuchillo

Lavar con agua tibia o bastante agua y jabón los utensilios que se emplearon para picar la carne o vegetales, para evitar contaminación en otros alimentos.

Agua potable

Si no se conoce la procedencia se debe emplear tabletas aquatab, yodo o un sistema de filtros que permita desinfectarla, o simplemente hervirla.

Medidas de higiene: relacionada con los gatos

Cuando en casa hay un felino se deben tomar en consideración las pautas anteriores mas unas adicionales sobre hábitos de vida y alimentos. Las medidas sanitarias son:

Comida para gatos

Si se tiene por costumbre alimentar al gato con carne cruda, debe ponerse en refrigeración durante 2 días a -20 grados para evitar la proliferación del parásito. Para el resto de comida, se recomienda verificar que están bien cocidas. Si solo se le alimenta con comida para gatos, verificar que su envase permanezca limpio.

Permanencia

De ser posible, se debe evitar que durante el embarazo el gato salga al exterior, que cace, que pueda comer alimentos en descomposición, o que entre en contacto con tierra contaminada.

Bandejas de arenas

Las bandejas de arenas de los gatos se deben limpiar a diario, por lo que se recomienda que las mujeres embarazadas ni vacíen ni laven las bandejas, sino que sea otra persona del núcleo familiar. La infección se activa después de las 24 horas.

Si no es posible y debe hacerlo la mujer embarazada, debe emplear guantes y mascarilla desechable para evitar el contacto directo y que se lleve en algún momento las manos a la boca. Para lavar la bandeja la puede desinfectar con agua tibia o caliente.

Beneficios de un gato a las mujeres embarazadas

Según la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO) “los gatos aportan bienestar emocional y psicológico a sus dueños, sobre todo en familias con niños”. Por lo que no se justifica que para el 2008 en España un 6,4% de embarazadas con gatos, hayan decidido abandonarlos, cifra que se ha ido reduciendo en la actualidad.

¿Puede una mujer embaraza convivir con un gato?

De lo anterior, se podría decir que si, mientras se mantenga un control higiénico adecuado con el gato y en casa, es posible minimizar los riesgos no solo provenientes del felino sino de cualquier procedimiento o alimento contaminado.

Sin embargo, si aun leyendo esta información sigues teniendo dudas, te recomendamos que optes por regalar el gato en vez de abandonarlo.

(Visited 60 times, 1 visits today)
Categorías Embarazo

Deja un comentario