CONOCE CÓMO ERAN LAS ESCUELAS DE ANTES

En esta oportunidad ofrecemos un interesante artículo sobre cómo eran las escuelas de antes, un detalle curiosos que debe existir entre los niños y jóvenes que están en la parte académica día a día. Acá te relataremos cómo estudiaban nuestros padres y abuelos, circunstancias muy marcadas que demostraba cómo vivían para esa época.

cómo eran las escuelas de antes

Las escuelas en tiempos antiguos

Para saber cómo eran las escuelas de antes, iniciamos comentando que anteriormente; solo tenían un libro hasta el año primario, de hecho era llamado: Enciclopedia. Muchos de estos dieron origen a los textos anteriores que ayudaban en las clases de Geografía, Matemáticas, Lenguaje y Literatura.

A los jóvenes del pasado se les mostraron estos temas, además; era necesario tener estos textos llenos de información en casa. Los niños, en cualquier caso, se animaban a usarlos y  a través de ellos se realizan los ejercicios o asignaciones. Actualmente nos muestran a todos juntos y nos revelan que debes concentrarte para obtener un título y tener una profesión cuando seas grande.

Otra parte del cómo eran las escuelas de antes, esta también el que no había salas de computadoras o centros de investigación y ahora hay más materiales para hacer instrucción física, más viajes. Un punto muy relevante a la hora de narrar cómo eran las escuelas de antes y ahora.

Esparcimiento

Actualmente en la escuela puedes comer lo que necesitas y antes no comías, simplemente pan y alguna bebida. Del mismo modo, en el recreo, los varones jugaban por un lado y las hembras por el otro. Cuando los jóvenes de hoy en día preguntan ¿cómo eran las escuelas de antes? es un instante de mucha conversación.

Todo era muy diferente, desde los libros, las clases, instructores, y suplentes. En nuestro mundo contemporáneo, se ha experimentado cambios tan significativos y simultáneamente tan mínimos reconocibles para el espectador, como los libros propuestos para la instrucción y la educación. Sus progresos han sido comparativos, a través de  antecedentes; con los cambios sociales.

Con el avance de la tecnología y lo moderno, con la presencia de nuevas cualidades y nuevas realidades en las que centrarse. En consecuencia, la consideración de que en diferentes ocasiones a lo largo de toda la existencia de la instrucción, ha sido un objeto significativo de todas las cosas consideraciones.

Metodología

En las ocasiones actuales, se están aplicando innovaciones nuevas y de tendencia para mostrar estrategias, convirtiéndose así un cambio brusco cuando se piensa en cómo eran las escuelas de antes. A pesar de todos los problemas en cuanto a comodidad y facilidad, que tuvieron nuestros antepasados, fueron instruidos de una manera muy profesional.

Sin embargo, quienes piensan en cómo eran las escuelas de antes y lo comparan con la de hoy, sienten un grado de melancolía, solo por el hecho de que estos materiales fueron parte de una enseñanza muy estricta.

Dejando la huella de nuestra historia y nuestra cultura actual, obtenido un legado de mucha importancia. Este modelo de escuela y estos materiales contenían cualidades que deben salvarse y de ellos aún hoy podemos sacar modelos y lecciones que no sería astuto entregar.

El colegio de antes

El lugar de estudio posee ciertas particularidades, pensar cómo eran las escuelas de antes, es revivir el día a día donde los estándares de educación eran moderadamente severos, para muchos es lo más reconocido.

El instructor era ajustado a una estructura de reglas reconocidas, apenas entendió que una cantidad interminable de tiempo tras año, sus suplentes seguían siendo simplemente una edad similar, pero se estaba estableciendo; mientras tanto, la sociedad cambió y avanzó.

Los planes de estudio o sus pautas ante las reprobaciones eran muy claras, lo típico era que se volvieran a iniciar el curso. Ante el cómo eran las escuelas de antes podemos aclarar que muchos instrumentos no eran accesibles para la rutina de actividades y la falta de atención.

Los educadores apenas tenían puertas abiertas para capacitación adicional y la remuneración, escasa, permitía una utilización social y un cambio mínimos. En cualquier caso, el marco funcionó. Cada escuela tenía sus libros de registro: alistamiento, participación, contabilidad, correspondencia, evaluación.

Inicios

Ante el cómo eran las escuelas de antes, su período inicial comenzaba con un día escolar donde se podía incorporar tareas públicas, por ejemplo: limpiar las instalaciones o pintar la cancha. Muchos de estos ejercicios eran significativos en el plan educativo, donde se crearon proyectos que distribuía el tiempo en la clase y estas actividades.

En cuanto a las materias vistas en una mirada al pasado del cómo eran las escuelas de antes; están los ejercicios sociales y el dibujo, la caligrafía, el canto, el trabajo manual y la composición para el día. Unido a los deportes, como por ejemplo la gimnasia sencilla.

En general, el ver cómo eran las escuelas de antes, es recordar que tenían un enorme espacio material aparte de ese plano rectangular, con enormes ventanas de vidrios abiertos. Un Instructor guía y sus suplentes que trabajaban en ese espacio; en él ocurrió la considerable formación escolar: orientación o, con un plazo progresivamente actual, educación.

Un lugar para aprender

La clase tuvo su propia mejora, el mobiliario, los materiales y los suplentes fueron ideados por reglas predecibles con ideas constructivas ordinarias de la época. Un enorme salón, junto al reloj y la pizarra gigante; en que se veía de primero la fecha del día, los temas, las actividades, las aclaraciones, y los ejemplos que eran escritos con tiza blanca muy polvorienta.

La caligrafía, marcas estrictas y apasionadas. Junto a él, en un estrado o escenario, donde estaban los suplentes y la mesa del instructor. En sus cajones se guardaban los registros, la tiza, el sello, los diarios. El parte, las áreas de trabajo de los suplentes, el organizador, donde se guardaban los materiales, particularmente los libros; en los divisores, guías y fotos.

Volver atrás y recordar el cómo eran las escuelas de antes, es volver a la mente el salón de estudio, que a pesar del entorno laboral, estableció vínculos sociales entre los suplentes y el alumnado; era un espacio de socialización, a pesar de que era excesivamente uniforme.

Un Escritorio

El cómo eran las escuelas de antes, es también hablar como era el escritorio, en el caso de que el aula fuera el área de la sala de estudio, el ambiente de trabajo del suplente era el área de trabajo. Asiento y mesa simultáneamente; se completaron como una ayuda para componer aparatos o materiales, por ejemplo, el tintero y el espacio para colocar los bolígrafos o el bolígrafo.

Almacenar las protestas que no se utilizaron en ese momento. A lo largo de toda la existencia de la escuela, se ha producido un avance colosal en la estructura del área de trabajo. Al principio eran asientos de madera, con mesas y asientos incesantes, en los que se podía introducir un número variable de suplentes, bastante cerca.

Por lo tanto, ante el cómo eran las escuelas de antes, hablar del escritorio es resumir que era el área de trabajo donde trabajaban los suplentes, siendo este el gran modelo que caracteriza la idea del área de trabajo escolar.

El área de trabajo, lo que es más, con su fijación posicional, estado demostrado y establecida gran conexión social y académica: la doble conexión entre compañeros de mesa, que realmente no se dejó a la precaución de los propios suplentes, era una aptitud prácticamente de élite del instructor como un tipo de intercesión socioeducativa.

El plan de juego en líneas y segmentos podría verificar los contrastes de logros o grados. De todos modos, el área de trabajo era donde el suplente sentía que generalmente tenía espacio, materialidad y región, y allí avanzó en la forma problemática de construir su propia personalidad.

Menos objetivos

Los planes y proyectos que dependen de estos primeros objetivos, por lo que ante el cómo eran las escuelas de antes, los objetivos eran menos en la escuela primaria habitual, particularmente aquellos identificados con información; a veces, incluso, no se podía llegar a ellos en numerosas escuelas rústicas con un instructor solitario, con escasos métodos educativos y en malas condiciones socioculturales.

La edad exacta para el comenzar en estos entrenamientos, se intentó desde el primer segundo y el logro dependía de la pronta adquisición. La conexión individual y emocional entre el educador y el suplente tuvo en estos ejercicios fundamentales su potencial más notable.

La Lectura

Ante el cómo eran las escuelas de antes, el aspecto de la lectura tenía un momento importante; Por diversas estrategias, todos los suplentes comenzaron a examinar la importancia de dominar esta parte de la educación. Además de volverse una tarea para mantener el conocimiento de las aptitudes.

Un método para obtener información diferente, un llamado a entrenar y lo más importante, una acción para generar propensiones y mentalidades. Lograr propensiones lectoras en los suplentes fue consistentemente, hoy también es, probablemente, el mejor cumplimiento del gran instructor.

La técnica era la del paseo fabricado, comenzando por las letras o, probablemente, por las sílabas. Solo el texto, el trabajo preliminar y la prueba eran importantes. Ahora bien, en cuanto al cómo eran las escuelas de antes, podemos decir que las personas se dieron cuenta de cómo leer detenidamente, hicieron todo lo que se consideraba en un libro.

Para consumar la modulación, la musicalidad o la expresividad. Examinar los libros era, de esta manera, uno de los activos materiales más notables en la escuela habitual. En ellos, se vertieron ideas sobre la sociedad y el individuo, como sustancia sobre el mundo, las letras, las expresiones de la experiencia humana o las ciencias.

Tener una pequeña biblioteca en la sala de estudio fue una de las increíbles fantasías de los grandes instructores. Por lo que decir cómo eran las escuelas de antes, viene a acotación estos espacios llenos de muchos libros como: El inmortal Quijote de Miguel de Cervantes, además de otros textos didácticos llenos de conocimiento.

La Escritura y caligrafía

Descubrir cómo leer detenidamente era expresar simultáneamente cómo escribir. A pesar de un tiempo particular, para escribir sus propios materiales se requerían métodos, particularmente dispositivos: registros singulares, con registros de piedra o margarina, estos, más suaves y cada vez más agradables.

En cuanto a la escritura y la caligrafía remontada al cómo eran las escuelas de antes, existía el bloc de notas forrado con rayas simples o dobles, el portaminas, el bolígrafo o el lápiz. En cualquier caso, no se trataba solo de darse cuenta de cómo escribir, se debe hacer oficialmente bien, con gran caligrafía.

Se le dio caligrafía para esto, que requería una almohadilla de rascado y pruebas únicas; pruebas que alguna vez fueron proporcionadas por la aptitud del as para depilarse. Las plumas tenían cortes y formas legítimas.

La letra más conocida fue la mecanografía, la cual fue sustituida por la caligrafía, junto a la presencia de la pluma, implicó una transformación para este aprendizaje y alentó la entrega de estas estrategias, tanto en la escuela como en la existencia cotidiana. Escribir suplantado la caligrafía, y escribir ha sido suplantado por la computadora.

La Matemática

Al recordar el cómo eran las escuelas de antes, vienen dos materias a la mente, leer y escribir los números eran una de ellas, aprender el marco numérico decimal fueron adquisiciones sincrónicas para leer y componer el idioma nativo. No hubo preocupaciones o problemas metodológicos exagerados con el desarrollo mental.

Comprendió que la actividad de verificación era normal, los matemáticos discutían los números comunes sin fin, y los dedos de la mano dieron un activo preliminar y sorprendente. Las unidades matemáticas, eran estimadas adecuadamente, establecieron lo que actualmente llamamos juegos académicos, simplificando la experiencia de los marcos de numeración.

Más tarde aparecieron números sombreados o cuadrados coherentes, con una preocupación más notable por el tratamiento fundamental de la idea de número y estructuras operativas; mientras tanto, no faltaron los instructores inventivos que construyeron sus propios artilugios instructivos únicos.

Los instrumentos de estimación, desde la cadena de revisión hasta los arreglos de cargas y medidas, se mantuvieron en los espacios de almacenamiento de la considerable cantidad de escuelas. En cualquier caso, quizás el suplente gastó las bebidas escolares más terriblemente terribles mientras conservaba las tablas de las actividades de estimación.

Las Enciclopedias

Las enciclopedias forman parte de la historia del cómo eran las escuelas de antes, en la escuela había libros; en mayor cantidad o menor variedad y variedad, sin embargo, hubo. No obstante, el libro de texto por excelencia, junto con el libro de comprensión, fue el libro de referencia. Se ven como un libro, en su mayor parte inequívocamente encuadernado.

Incorporan todos los temas del plan de investigación esencial, adecuado para los tipos de trabajo escolar: contenido, representaciones, resúmenes, esquemas. Tal fue el material de lectura, extraordinario, que el suplente debe supervisar y habituarse a lo largo de un curso, sin embargo, un ciclo completo, la idea no era tan nueva.

Con una regla tanto informal como no regulada, aún sin límites, constituían todo el nivel esencial. Regido bajo la evaluación elemental, evaluación media y evaluación superior. El libro de referencia tenía el beneficio de su economía, la unidad de juicio y la simplicidad del transporte; fue objeto de problemas sólidos con incitar la instrucción académica y desprendida.

Por lo tanto, el cómo eran las escuelas de antes, al momento de usar las enciclopedias, los esfuerzos por acentuar la naturaleza globalizadora, interdisciplinar y dinámica fueron cumplidos. De esta manera alejarse de la transmisión del material como un libro solitario: de esta manera surgen presiones, ejercicios de cosas, focos de intriga o unidades constructivas globalizadas.

Está demostrado que los libros de referencia establecidos, cada uno según su estilo caracterizado por el distribuidor o por su escritor, marco académico genuino, que fue creado a través del libro del suplente, el libro del educador, revistas, pancartas e incluso admoniciones para tutores.

La Geografía

Para un público en general, el cómo eran las escuelas de antes y como es el actual, en su mayor parte urbanizado y mencionado por numerosos métodos de correspondencia y datos, es difícil imaginar la existencia remota y aislada de redes rústicas de hasta un par de décadas atrás.

Sin televisión, cine, radio o la prensa, el acceso a la información de diferentes naciones, de diferentes campos, de diferentes espacios, era problemático y excepcionalmente restringido. La Geografía fue en la escuela, en gran medida, una actividad en mente creativa, y la experiencia de viajar fue suplantada por la experiencia de leer y comprender el planeta.

De esta manera, los libros de movimiento fueron la mejor ayuda, fascinante debido a los proyectos escolares de la asignatura, enmarcados únicamente por geografía física: apropiación de tierras, océanos y aspectos geológicos destacados. Geografía política: difusión de países y otras divisiones autorizadas. Para ese entonces y ahora, el saber cómo cuidar el planeta.

Una parte del cómo eran las escuelas de antes donde demuestra que estos libros de los movimientos de la tierra fueron atractivos no solo por sus representaciones; en su necesidad de los métodos para el momento y con las restricciones impuestas por el costo del acuerdo de los libros de texto.

Sino también por la parte del sueño que tenían, tanto en sus sutilezas descriptivas como en la trama de la excursión descrita. A decir verdad, fueron una adaptación bastante pedagógica de una estructura académica utilizada desde ocasiones anticuadas: la aventura ficticia. La creación de mapas probablemente ha avanzado realmente y mejorado generosamente.

La Historia

La historia que se trabaja en la escuela primaria fue, sobre todo la historia del país donde estaba la escuela, un tema del cómo eran las escuelas de antes muy marcado. Las referencias a diferentes regiones posiblemente aparecieron cuando no eran evitables en su relación inmediata con las ocasiones del pasado nacional.

Llenos de los eventos de los caudillos y diferentes sustancias de intensidad; Las ocasiones militares o políticas, en un sentimiento restringido de sistemas o escenas de acceso o pérdida de poder administrativo, fueron, por lo tanto, la trama de la Historia de nuestra nación que se transmitió en nuestras escuelas.

Aprender el resumen de los gobernantes góticos es una gran historia de esta naturaleza. De esta manera, faltaban diferentes contemplaciones de una solicitud financiera, social o social, como un sentimiento supranacional del pasado auténtico, en vista de las ideas mundiales de existencia. Las lecturas del curso, los libros de comprensión.

Las piezas adecuadas de los libros de referencia demostraron la dirección ideológica predominante de manera consistente. El triunfo de los estándares cristianos y monárquicos denotaba las instantáneas de calidad: la Reconquista, el Descubrimiento y la Colonización de América y el levantamiento nacional.

Un país entre todos

Dentro de todo lo contado sobre el cómo eran las escuelas de antes, se destaca una nación en particular. Notoria por ser parte de la historia de muchos países, una de las preocupaciones constantes de nuestros maestros esenciales ha sido preparar bien a los alumnos, residentes que aman a su país, que comienzan a conocer sus maravillas y riqueza lo antes posible.

Al igual que los hechos de sus ocupantes de los días de antaño, especialmente los actos valientes: en este sentido, vendrían a apreciar a España y, si surgía el caso, a protegerla con su sangre e incluso con su vida. España aparece la mayor parte del tiempo e incluso con trascendencia en los libros de referencia.

Una clase que podría considerarse como una expectativa del tratamiento interdisciplinario del trabajo educativo. Es razonable llamar la atención sobre el cómo eran las escuelas de antes, toma este tema muy sobresaliente en medio del centralismo y el absolutismo, especialmente de acuerdo con la idea del país que es una parte del desorden ideológico y político.

Independientemente, la metodología era comúnmente muy idealista si no triunfante decididamente. Las guías pictográficas indicaron una gran variedad de artículos normales y mecánicos. Los frentes de los libros eran ilustrativos sobre la idea de los fundamentos subyacentes crónica del país español que intentaba transmitir.

Las imágenes más repetidas fueron las del palacio medieval, la casa de oración, el guerrero cristiano y el sacerdote, y tal vez alguna inferencia a la Edad Moderna con diseños renacentistas o una carabela colombiana.

Desarrollo

Se sabe desde hace bastante tiempo que el cómo eran las escuelas de antes está muy definido por el nivel de la enseñanza, dar al niño información como habilidades, propensiones y, finalmente, perspectivas. La expectativa de elevar las prácticas cambió de acuerdo con los estándares de conjunción y la conducta individual y social fortaleció la instrumentación.

El trabajo escolar en lo que se denominó, tanto en la escuela como en la vida habitual y desarrollo de la población. Los grandes hábitos, la conducta adecuada para cada evento, el respeto según el poder, la edad o la configuración de las clases sociales, los estándares de la convención, eran la sustancia esencial.

  • Así como la mejora de las perspectivas positivas para el trabajo, los fondos de inversión y la estimación. Los escritos donde se comunicaba esta sustancia generalmente fluctuaban, la mayoría dentro de la clasificación de los libros de comprensión. De diversa estructura y dirección, existen tres tipos de marcas registradas:
  • Primero, los artículos eficientes, mostrados con modelos y cuentos genuinos o inventados, del presente o de la historia, sobre los diversos aspectos de la conducta humana, positiva y negativa, y sus resultados comparativos.
  • Los cuentos éticos, desde el ejemplar de Esopo o Samaniego hasta otros compuestos ex profeso.
  • Historias centradas en una visión del mundo o un joven modelo, que encarnaba los ideales humanos y se presentaba, por ejemplo, para emular, y entre los cuales se verificaban los contrastes según lo indicado por el sexo, los expertos en clasificaciones y incluso clases sociales.

Objetivo

Pero en un sentido general, se trataba de comprender dónde estaban separados los géneros. El como la dama guió sus funciones principalmente hacia la familia, con el objetivo final de convertirse en un cónyuge y madre decentes. El trabajo de costura; tanto de utilidad como de mejora.

Cocina, aspectos financieros del hogar y cuidado de niños junto con juegos de élite y actividades físicas formaron un programa educativo explícitamente chovinista para la instrucción femenina. Las modelos femeninas como: Flora, Juanita, Maribel confirman este carácter innato.

Con respecto a las diferentes perspectivas de estudio, el modelo de élite para todos los efectos estaba excepcionalmente cerca y era doblemente inspirador: la señora educadora o mejor dicho, la joven, cuya ética materna parecía darse prácticamente, religioso, a instrucción de sus suplentes.

Religión

Entre todas las diferencias vistas en el cómo eran las escuelas de antes, existe una muy puntual. Esta es la religión. No había dudas de que la familia y la Iglesia, a través de las áreas, tenían un trabajo esencial en el desarrollo estricto de los jóvenes; sin embargo, tampoco hubo incertidumbre de que la escuela, tanto abierta como privada.

Para una explicación similar de que era dirigida por el Crucifijo, necesitará tratar con una parte importante de la misma, por ejemplo, la educación de información sobre el credo y el hogar de La religión católica. Se tomó tanta consideración para ganar competencia con la exactitud de la información.

Debido a la importancia dada a la realización de la repetición, que ocasionalmente se ignoraba la disposición de una voz interna estricta o la comprensión de la importancia de lo que se descubrió. Para algunos alumnos, conocer sobre Ripalda o Astete fue excelente; conocían algunas versiones, inalteradas en su sustancia, en su jerga y en el método característico de consultas y respuestas.

Un aspecto importante

Este marco se utilizó para algunos títulos cercanos, comunes y nacionales en los que los jóvenes finalistas fueron remunerados con deliciosos y brillantes reconocimientos de religión, que incluso hoy pueden verse confinados en numerosas casas. Junto con el simulacro, la historia sagrada, aludiendo particularmente al Antiguo Testamento.

Observó un tipo excepcionalmente tosco de arreglo de historias prácticamente inmortal; se hablaba del Evangelio los sábados por la noche, siguiendo los ciclos rituales. La progresión en el tiempo de cada una de estas representaciones, a pesar del hecho de que se acaba de esbozar, no se identificó con la que tenía lugar cuando se maneja la historia común.

Con el objetivo de que nada ayudó con la elaboración, incluso desde el principio y de una manera adecuada para la mejora académica de los suplentes, un pensamiento transitorio de ocasiones históricas. La Sagrada Infancia y el Domund, fueron minutos importantes en el año escolar, que numerosos residentes de esa época mantendrán nuevos en la memoria.

La Naturaleza

En el caso de que en las ciencias sociales, particularmente en la historia, la preocupación lógica fuera insignificante o esencialmente no existiera, organizando investigaciones ideológicas o de sentido común, en el tratamiento de la naturaleza había un entusiasmo más notable por la minuciosidad lógica.

La consideración de los escritos y los bosquejos son un ejemplo. Las fotos y pancartas que se colgaron, junto con las guías en los divisores de la sala de estudio o en la instalación de investigación, se utilizaron en las escuelas que lo tenían. En los enfoques mejor preparados, el centro de investigación.

Junto al gabinete de Ciencias Naturales ofrecieron a los suplentes el contacto directo con una amplia variedad de surtidos: fósiles, plantas, bichos y criaturas. Numerosos instructores hicieron los paseos y las salidas, instructivos válidos por largos períodos de tiempo. Revelaciones También, la investigación, ensayando una verdadera educación basada en la realidad.

Para nuestros antepasados este es uno de los puntos más divertidos, el cómo eran las escuelas de antes, trae gratos recuerdos sobre los conocimientos recibidos sobre la naturaleza para aprender en la escuela, el cuerpo humano fue el fundamental.

El cuerpo humano

Bajo el nombre de Fisiología e Higiene vemos estas materias en la historia del cómo eran las escuelas de antes, ambas tenían una disposición particular como disciplina escolar. Los materiales alentadores para su investigación fueron ricos y cambiados.

Las lecturas y lecturas del curso, imágenes, pancartas, esquemas, esqueletos y modelos de órganos y sus funciones. Salvo las perspectivas sexuales y hereditarias, su tratamiento había terminado.

Antes y ahora

En este mes, aparte de la llegada a clase, los horarios, los libros, los sobres, las mochilas y los frascos escolares, no hace daño recordar cómo eran las escuelas de antes, incluso la de nuestros increíbles abuelos de regreso a la escuela.

Es interesante percibir cómo, independientemente de la forma en que hemos avanzado inmensamente en numerosos ángulos, hay otros que continúan fundamentalmente como hasta hoy, pero veamos cuáles son los diez contrastes entre la escuela de nuestros jóvenes y la de nuestros abuelos.

Aulas de red

En el siglo XIX y mediados del XX, a pesar del hecho de que afirmara que se expandió un poco más, era muy normal en las ciudades que las salas de estudio fueran únicas y en ellas había niños de cuatro años.

Las personas que iban a dejar de ir a la luz del hecho de que se les exigía en el campo. El educador mostró a todos simultáneamente, de hecho, cada uno en su evaluación. Los pequeños se sentaron delante y los más experimentados detrás. Dejando cambio notables en cuanto al cómo eran las escuelas de antes.

No había transporte escolar

En esos años no había transportes escolares, ni métodos restrictivos para trasladar a los estudiantes, que tuvieron que caminar por la separación entre sus hogares y la escuela, elimina que de vez en cuando superan los 10 kilómetros.

En cuando al tránsito, había que camina entre 10 y 20 kilómetros, estos estudiantes solían recorrer en su día de clases. Son los que tenían seguro y muchos recuerdan de inmediato cuando se les pregunta ¿cómo eran las escuelas de antes? Donde caminaban largas distancia con la compañía de la lluvia y el inclemente sol.

La ausencia de transporte escolar es algo que se ha comprendido la mayor parte del tiempo, sin embargo, en muchas naciones inmaduras o creadoras, incluso en ciertas zonas de aquellas efectivamente creadas, es todavía básico para los estudiantes o sus padres que necesiten dar el camino vital.

Diferencias entre hombres y mujeres

Los hombres jóvenes no pasaban tiempo con mujeres jóvenes. En general, esto no es una distinción, ya que a pesar de todo, hay enfoques donde los suplentes están aislados por sexo e incluso se enfoca donde uno de ellos no se admite. No hay comentario

Un año escolar muy corto

El año escolar fue más corto que ahora. Pensar acá cómo eran las escuelas de antes en cuanto a la duración del ciclo escolar. Es remontarse para el año 1870, donde se iba a clases por unos 132 días continuos, cosa que hoy es muy diferente. Donde dura alrededor de 180 días.

Las horas normales eran de 9 a.m. a 2 p.m., con 60 minutos de descanso para comer y extender las piernas. Esto tenía una motivación inteligente para estar en esta línea, ya que numerosas familias necesitaban toda la ayuda posible para acumular la colecta y numerosos jóvenes abandonaron la escuela para ayudar a sus padres en los campos.

Materiales didácticos

Los más viejos recuerdan ante el cómo eran las escuelas de antes, lo difícil que era obtener los materiales didácticos, por lo que los suministros escolares era escasos y a muchas veces eran  improvisados.

Donde el tablero y la tiza siempre existieron. Usar una hoja de papel junto a un bolígrafo o lápiz. En aquellos días eran materiales que estaban lo suficientemente cerca para no muchos bolsillos. Un trozo de pizarra y tiza era el material habitual para la escuela en aquel entonces.

El Docente

El instructor suplente, presente en todas las historias de cómo eran las escuelas de antes. Algunas veces, estos docentes eran experimentados o desarrollados, y se encargaron de instruir a los más jóvenes o los que querían saber. Algo así como los hermanos más establecidos en la escuela.

Retener los ejercicios

Sabías que ante él cómo eran las escuelas de antes, remontando a las épocas de nuestros abuelos. Estos educadores daban diversas materias, conocido como un instructor solitario, mostraba ciencia y lenguaje, topografía, historia, latín, etc.

Los estudiantes de secundaria necesitaban ganar habilidad con el ejercicio de memoria y luego discutirlo ante el educador que podría abordar un defecto en su elocución o crear una corrección sobre la marcha. En caso de que tener tu abuelo cerca, pregunta sobre esta parte del cómo eran las escuelas de antes.

Te aseguramos que quedarás atrapado ante sus historias sobre este tema. Donde te contará sobre ese educador especial que vivía con la familia del suplente. Vivía con la familia del suplente y, en su mayor parte, lo alentó durante siete días, después de lo cual se mudó al lugar de otro de sus suplentes. Algo así como un tutor nómada.

Orden y castigo

Definir el cómo eran las escuelas de antes, sobresale una parte curiosa, la parte de la disciplina dada por los educadores en los suplentes. En aquel entonces, era suficiente llegar tarde a clase para recibir ejercicios de castigo, o el simple hecho de abandonar la fila en la formación era motivo de castigo. Una acción disciplinada que hoy en día está muy ausente.

La comida fue traída de casa

En aquellos días, con la excepción de las escuelas de experiencia de vida y por razones claras, no había lo que actualmente llamamos cafeterías escolares. Cada suplente adquirió su comida una lonchera de metal.

Como el agua corriente era un elemento escaso en el campo, los suplentes bebieron agua de un recipiente que fue llenado por los suplentes más establecidos y con una taza solitaria para toda la clase.

Debemos recordar que tener 10 kilómetros hasta su casa, salir a comer y regresar después del descanso no era realmente razonable. Por lo que ante conocer como eran el colegio antes, muestra que la alimentación tuvo su cuota de protagonismo.

Conclusión

Se espera que este apartado sobre el cómo eran las escuelas de antes, se complete como una actualización y consuelo para las personas que se van hoy a este excelente recado de capacitación. Encontrar partes de un mundo que rodeó a un número tan significativo de jóvenes residentes puede ayudarnos a comprender mejor nuestro entorno general en la actualidad.

Aceptar este legado puede servir para mirar y pensar decididamente lo que la instrucción implica que los instructores y alumnos actuales tienen para educar. En el caso de que con esas lecturas del curso y escasos materiales instructivos se desarrollara un número tan enorme de edades muy formadas.

Finalizamos este interesante apartado, obsequiandote un vídeo. Sin antes orientarte a ingresar al siguiente enlace y conocer sobre el Bullying en la educación infantil hoy en día.

(Visited 8.159 times, 4 visits today)

Deja un comentario