¿CÓMO CUIDAR MI CUERPO?: CONSEJOS Y TIPS

Cuidar el cuerpo de nuestro niño, niña y adolescente, significa poder gozar de buena salud mental, física y emocional, por lo tanto nos corresponde la tarea de prevenir la práctica de malos hábitos a medida que su cuerpo se va transformando de niño a adulto. En esta entrega, conoce ¿cómo cuidar mi cuerpo? con algunos consejos de cómo hacerlo y cómo enseñarles a los niños para que también lo hagan.como cuidar mi cuerpo

 

Importancia de cuidar mi cuerpo

Nuestro cuerpo es una gran máquina que nos permite caminar, comer, observar, manipular, así como también ser una importante y principal herramienta a través del cual podemos comunicarnos y relacionarnos con las demás personas.

Además, no sólo simboliza una gran estructura biológica, sino también, posee emociones, hábitos y experiencias que a largo plazo podrían afectar la apreciación que tienes de tu cuerpo, es decir, la imagen que tengas de él.

Por lo tanto cuidar el cuerpo nuestro hijo representa una gran tarea como padres, ya que debemos velar porque gocen de buena salud mental, física, emocional y conductual debido a los cambios que experimentan durante el proceso de pubertad, como por ejemplo: una piel y cabello grasoso, vello púbico, vello en la cara (en casos de los niños), sudoración excesiva con olor desagradable, cambio en el tono de voz (en caso de los niños).

Beneficios de cuidar mi cuerpo

A continuación te describimos los beneficios que obtienes al cuidar tu cuerpo, te ayudara a tener mejor calidad de vida y aprovechar al máximo cada actividad, tanto física como mentalmente.

Salud mental

Consiste en cuidar nuestra mente, es decir mantenerlo saludable y esto sólo lo podemos lograr si cumplimos con lo siguiente:

Buen desempeño en la escuela: consiste en saber manejar ese vínculo entre la salud de la mente y el triunfo académico, a la hora de estudiar el niño o el adolescente deberá estar relajado para tener una mayor concentración y necesario, estar alejado de cualquier distracción, como lo puede ser la televisión, aparatos electrónicos o juguetes.

Manejar el estrés: consiste en aprender a manejar, ya que es difícil no tener estrés. Por lo que se debe procurar mantener la calma, la paz y la tranquilidad necesaria para poder actuar ante circunstancias estresantes.

Buena relación con los padres: esto influye mucho en la salud mental del pequeño, por lo que debemos estudiar muy bien las reglas que se le asignen en casa, teniendo en cuenta que queremos siempre lo mejor para ello, pero no de manera impositiva.

Fundar un buen equilibrio: esto no es más de tratar de mantener un equilibrio sano entre la escuela, el trabajo y la vida social, no debemos sobrepasar los límites, provocar: estrés, agotamiento (mental y físico) o frustración.

Salud Física

Consiste en cuidar nuestro cuerpo, es decir mantenerlo saludable y esto sólo lo podemos lograr si cumplimos con lo siguiente:

Ejercicio frecuente: muy importante la práctica de alguna actividad física en niños y adolescentes por lo menos una hora al día; para esto puedes invitarlo a un parque en donde puedan hacer una caminata o a una cancha deportiva en tu residencia para practicar su deporte favorito.

Peso vigoroso: muy importante poder mantener en los niños y los adolescentes un peso saludable acorde siempre con su edad, puesto que se puede originar casos de obesidad, con riesgo de seguir siendo obesos durante la adultez. Además, no olvidemos los otros riesgos que existen de que el niño pueda sufrir otras enfermedades crónicas, sufrir de depresión y acoso o bullying escolar.

Vacunas al día: Expertos recomiendan vacunarse contra la gripe todos los años, y también colocarse la vacuna contra el virus de papiloma humano (HPV) de manera rutinaria (antes de tener contacto sexual) a niños y niñas de 11 o 12 años de edad, aunque se puede administrar a la edad de 9 años, recordemos que además con esta vacuna se pueden prevenir otros tipos de cáncer, como el cáncer de cuello uterino.

Dieta sana: significa consumir alimentos saludables durante la etapa importante de crecimiento y evolución del niño, por lo tanto deberá consumir frutas y vegetales, cereales, diversas fuentes de proteína y lácteos que sean descremados.

Uso del protector solar: muy importante protegerse del sol durante la infancia del pequeño para evitar el riesgo de sufrir cáncer de piel, cuando se es adulto.

Cepillado de los dientes: el ben cepillado y usar hilo dental, se debe convertir en un hábito o costumbre en nuestros hijos para prevenir problemas bucales y problemas en las encías (gengivitis) cuando sea adulto.

Escuchar música de manera moderada: cuando los niños escuchan música muy fuerte, esto podría ocasionar daños en la audición para el resto de su vida, como por ejemplo, problemas d sordera que se refleja con el tiempo.

Dormir: dormir lo suficiente significa que los adolescentes necesitan dormir entre nueve y nueve horas y media de sueño cada noche, por el efecto que ejerce sobre la capacidad de concentración y el desenvolvimiento o desempeño escolar.

Salud emocional

Consiste en cuidar nuestros sentimientos, es decir mantenerlo saludable y esto sólo lo podemos lograr si cumplimos con lo siguiente:

Poner atención al ánimo: Consiste en saber buscar ayuda, a la hora de que el adolescente se sienta preocupado por los cambios que experimente en sus sentimientos o pensamientos de forma negativa.

Reconocer los signos de enfermedades mentales: como padres debemos prestar atención en saber reconocer en nuestros hijos los signos de enfermedades mentales, tales como: la ansiedad, la depresión, el agotamiento excesivo, el quebranto de la autoestima, la pérdida de interés en cosas que le gusta hacer, la pérdida del apetito, el aumento o pérdida de peso o modificaciones en la personalidad de manera extraña.

Admitirse a sí mismo: esto se puede dar en los casos en que el adolescente presente una baja autoestima, producto de su imagen corporal, no le gusta como se ve su apariencia física. En estos casos, debemos hablar con ellos y buscar ayuda profesional de ser necesario, siempre será lo mejor.

No acosar a otras personas: si el niño o adolescente sufre de acoso o bullying en el colegio, a través de las redes sociales o por teléfono, lo mejor será hablar con ellos, así como también hablar con sus docentes u otros adultos si es necesario.

Salud conductual

Consiste en cuidar nuestro de cuerpo a través de las conductas, es decir mantenerlo saludable y esto sólo lo podemos lograr si cumplimos con lo siguiente:

Evitar el maltrato: no es más que poder alejarse de ambientes en donde la violencia o las riñas puedan causar daños físicos a nuestros hijos.

Sexo con seguridad: debemos hablar sin tabúes con nuestros niños cuando es adolescentes sobre el tema sexual, ya que si practica la sexualidad, debe hacerse de manera responsable y siempre usando preservativo para no adquirir infecciones de transmisión sexual (ITS), si se trata de una adolescente deberá hacer uso también de las píldoras anticonceptivas.

Prevenir la ingesta o abuso de sustancias: entre estas sustancias se encuentra: el alcohol, las drogas, cualquier producto que contenga tabaco o los medicamentos no supervisados.

Hacer uso del casco: esto es fundamental si el niño o adolescente se monta en bicicleta o practica deportes extremos, con el propósito de evitar politraumatismos que puedan afectar la salud toda su vida.

Conducir de forma responsable: en algunos países se ha convertido en la primera causa de muerte de adolescentes, por lo que es importante, recalcar el uso del cinturón de seguridad y evitar tomar bebidas alcohólicas mientras se conduce.

Consejos para que los niños aprendan a cuidar su cuerpo

Nuestros hijos necesitan de nuestro apoyo y ayuda durante la edad escolar, ya que a diario  se afrontan circunstancias en las que se pueden afectar su espalda o alguna de sus extremidades (piernas o brazos), a veces, con secuelas irreversibles.

Es por esto, que debemos inculcar en ellos buenos hábitos desde su corta edad, que nos ayude a evitar a largo plazo problemas más graves, como lo puede ser: la escoliosis infantil, la artrosis precoz o el crecimiento no correcto de los huesos.

Si quieres que tus hijos aprendan a cuidar su cuerpo, debes poner atención a estos interesantes consejos:

Cepillado de los dientes

Debemos enseñar y fomentar el hábito de cepillar los dientes después de cada comida (desayuno, almuerzo y cena), así evitaremos la aparición de las caries en los pequeños.

Da el ejemplo

Como padres debemos dar el ejemplo en casa, porque los niños, sobre todo los más pequeños, quieren imitarnos siempre en todo lo que hacemos. Por ejemplo, si comemos verduras, debemos inculcar el hábito de comer verduras en los niños.

Bañarse diariamente

El baño debe ser un momento de relax, sobre todo después de un activo y largo día de clases o después de haber realizado otras actividades, así podemos quitar la mugre y arrasar con los microbios.

Dormir adecuadamente

Esto significa hacerlo bien, dormir las horas necesarias para tener un buen descanso, esto permitirá que el niño tenga un buen crecimiento. Por ende, el pequeño cuando descansa recupera la energía que ha invertido en realizar sus actividades diarias.

Usar protector solar

No se debe abusar ya que debemos evitar el cáncer de piel, por lo tanto debemos inculcar este hábito de protegernos del sol en los niños, sobre todo en las horas más cálidas, utilizando para ello una crema con componente de protección UV adecuado según el tipo de piel.

Recrearse al aire libre

Consiste en que el niño juegue, practique algún deporte al aire libre, evitando así el sedentarismo que implica sentarse en frente de la computadora o la televisión por muchas horas. Estando al aire libre y recibir los rayos del sol, ayudará a que los huesos se fortalezcan.

Cuidar la postura

Esto se logra enseñando al niño a sentarse correctamente en las sillas, a tomar el peso flexionando las rodillas siempre para que la espalda no sufra. También debemos estar atentos al peso adecuado de la mochila del colegio según su edad y peso corporal, así como lograr buenas posturas a la hora de estudiar, comer o realizar alguna actividad.

Peso adecuado de las mochilas 

Esto significa saber equilibrar el peso, ¿cómo?, las mochilas de los pequeños deben poseer tiras anchas, blandas, con ajustes para que no estén por debajo de la cintura y siempre enganchadas en los dos hombros.

Fomentar el deporte

Realizar deporte promueve un adecuado desarrollo del cuerpo en los niños, para ello podemos realizar estiramientos que nos ayuda a su vez a evitar golpes o dolencias.

También te puede interesar los siguientes temas:

CUIDADOS PARA MANCHAS BLANCAS DE LA CARA EN NIÑOS

15 RICAS RECETAS DE ENSALADAS PARA NIÑOS

EJERCICIOS Y ACTIVIDADES DE EQUILIBRIO PARA NIÑOS

 

 

(Visited 2.038 times, 1 visits today)

Deja un comentario